Pulsaciones

Estaba yo anoche viendo la tele medio adormilado por un documental, en el estado ese de “has de ir a la cama pero no quieres” que se conoce como estado de “quieres dormir? no, quieres no dormir? no” cuando se me despertó la mente con una idea que se mantuvo flagelando mi cerebro hasta que me dormí.

El universo funciona a base de pulsaciones.

Ya sé que no es nada original, pero es que ayer fue el primer y único día en que se me dio por pensar en ello.

Si nos fijamos en nosotros, animalillos, como nuestro corazón deje de pulsar la palmamos y nos convertimos en una masa gelatinosa bastante inútil. Tenemos el corazón ahí, pim! pam! dándole todo el día, y gracias a ello podemos hacer esas tareas que se nos dan tan bien a los seres humanos: ser una plaga para este planeta.

Los seres gatunos también tienen corazón, y los seres perrunos, ovejunos y vacunos. También les animan pulsaciones. Los bichos, los pájaros, las lombrices… el tic tac es incansable.

Y si bajamos de nivel también hay pulsaciones. Que las células se pasan el día procesando cosas. Que si ponme allí un oxígeno, que te lo cambio por CO2, que si me da la luz yo emito algo de corriente, que si me da algo de corriente me chamusco… todo es continuo tic tac incansable.

Si te fijas en el móvil que tienes cerca, ese ser inanimado pero probablemente dos o tres veces más inteligente que tú, funciona también por las pulsaciones que se producen en su batería. Esas reacciones químicas (que probablemente hace 20 años podría explicar pero que se me han olvidado y soy demasiado vago como para consultar la wikipedia) que se producen (misteriosamente) en el interior de esas cacho de plástico permiten que tengas una pantallita llena de iconos inútiles y pierdas el tiempo leyendo estupideces como esta.

El motor de un coche, que se mueve gracias a la pulsación continua de una chispa que prende la mezcla de combustible y aire, varias veces por segundo. Una bombilla, que recibe la corriente, después de pasar entre otras cosas por el contador de la luz (que se ha encarecido como un 200% en los últimos 2 años) que ha venido de una subestación que a su vez lo ha recibido de otra, y otra y otra hasta llegar al origen, que podría ser la pulsación rítmica de una turbina eólica (ja!), el flujo continuo de agua en una central hidroeléctrica, el bombardeo de un núcleo atómico en una central nuclear…

Que lo mires por donde lo mires si algo se mueve ha de estar pulsando rítmicamente.

También puede parecer que no se mueve pero sí lo hace. Este planeta (y otros) alrededor de un sol, alternando en un flujo día/noche que además permite la “pulsación” de las plantas que realizan la fotosíntesis. Las reacciones nucleares que se producen en el sol (y lo quieto que parece que está). Existen hasta objetos llamados púlsares, cuya única misión es emitir pulsaciones. Así de importantes son. A lo mejor funcionan a modo de metrónomo para el universo…

Bueno, el resumen es que todo funciona con pulsaciones, todo tiene un ritmo, y el ritmo y moverse molan 🙂

Si no te mueves estás muerto, como los partidos conservadores, por ejemplo. Si las cosas siguen igual vaya coñazo.

Y después de esta conclusión digna de un merecerse un OLA K ASE? TE ENDROGAS O KE ASE? me despido hasta la próxima paja mental.

 

Acerca de

Soy el dueño de impalah.net. That is

Etiquetado con: ,